Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Marmitako, como me gusta el marmitako, plato de cuchara, aunque se disfruta en su plenitud en la época veraniega, ya que es el momento donde se captura el tan apreciado bonito del norte. Marmitako es el nombre por el que se ha popularizado y no le voy a restar importancia. Pero también es tradición en el sur de Francia (Marmite), Cantabria (Sorropotún) y el oriente de Asturias (Marmita).

El término marmitako significa literalmente “de la marmita” en euskera. Tiene su origen en los barcos de pesca del bonito, en la cocina, como os podéis imaginar, tenia poco espacio, pues que mejor manera de aprovechar los frutos que les da la mar para comer y añadirle unas patatas en una marmita. Recordamos que su época buena de consumo es entre julio y octubre

Y ya dejo de aburriros y vamos con lo importante, primero que necesitamos para llevar a cabo la receta para cuatro personas, son los siguientes ingredientes

  • 1/2 Kg de bonito
  • 800 g de patatas
  • 2 tomates
  • 1 pimiento verde
  • 2 cebollas
  • 2 dientes de ajo
  • 1 l de caldo de pescado
  • AOVE (Aceite de Oliva Virgen Extra)
  • Sal
  • 1 cucharada de postre de pimentón (Dulce o picante, o incluso media y media, esto lo dejo a vuestra elección)
  • Perejil

Bien pues ahora toca contaros la manera en la que elaboro el marmitako.

Pelamos y picamos finamente las cebollas, el pimiento y los ajos. El tomate lo rallaremos, así nos quitaremos de un plumazo la piel de este. En una olla pondremos a calentar un buen chorro de aceite, a saber dos o tres cucharadas soperas el necesario para realizar el sofrito. Cuando el aceite este caliente iremos incorporando la cebolla, el pimiento y los ajos, regularemos el fuego para que el sofrito no se nos queme y nos aporte sabores que no deseamos. Cuando el sofrito este prácticamente hecho añadiremos los tomates rallados, dejando que se una al resto de los ingredientes y evapore un poco el liquido resultante del rallado.

Una parte importante, las patatas, las pelaremos y las cortaremos chascándolas, esto sirve para que el caldo se espese. Con esto quiero decir, que al cortar la patata, una parte la cortaremos con el filo del cuchillo y casi llegando al final del corte giraremos la muñeca bruscamente para que chasque la patata y de esta manera liberara el almidón que lleva la patata, y espesara el marmitako. Este truco es valido para todos los guisos en los que usemos patatas y deseemos que el caldo se espese

Incorporaremos las patatas al sofrito y el pimentón, rehogándolo por espacio de cinco minutos aproximadamente. Después agregaremos el litro de caldo de pescado, que previamente habremos calentado. Desde empiece a hervir, lo dejaremos a fuego lento por espacio de 20-25 minutos, tras los cuales probaremos, añadiremos la sal que necesite y si ya se ha terminado de hacer la patata, apagaremos el fuego.

Ehhhh!! aun no hemos añadido el bonito… Tranquilidad, ahora viene mi truco, me gusta aprovechar el calor residual del guiso y añadir el bonito una vez se ha terminado de cocinar la patata. El bonito se queda en su punto con este truco

El bonito lo tendremos limpio y cortado en dados de aproximadamente 2-3 centímetros de lado, lo incorporemos y dejaremos reposar por al menos 10 minutos, tras los cuales el plato esta listo para llevarlo a la mesa

Podemos añadirle un poco de perejil finamente picado, ojo solo las hojas, como ultimo detalle en el emplatado.

Anuncios