Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Aunque el nombre de gravlax no nos suene mucho en España seguramente lo hayamos comido en mas de una ocasión, salmón marinado tal vez os resulte más familiar. Receta sencilla y practica, nos puede solucionar un pequeño almuerzo o incluso una cena, como aperitivo no tiene precio

Aunque la elaboración que os voy a contar poco tiene que ver con su origen, ya que por aquel entonces, edad media, excavaban un agujero en el suelo rellenándolo de sal y dejando fermentar ligeramente… De hay surge la palabra grav y lax o laks, agujero en la tierra o excavar y salmón, literalmente gravlax o gravlaks es salmón enterrado para los escandinavos de la edad media

Ahora me toca contaros que vamos a necesitar para la elaboración de este magnifica receta:

  • 1 lomo de 1 kg aproximadamente de salmón
  • 1 kg de sal gorda
  • 1 kg de azúcar
  • 1 Ramillete de eneldo fresco
  • 4 bayas de enebro
  • Un limón
  • 75 ml de vodka

Lo primero rallar la corteza del limón, majar las bayas de enebro y cortar el eneldo al gusto, dejar un par de ramilletes para ponerlo sobre el lomo

Seguidamente en un bol mezclaremos la sal gorda, el azúcar, la ralladura de limón, las bayas de enebro majadas y eneldo al gusto. Mezclándolo de tal manera que todos los ingredientes queden repartidos por la marinada

Lavaremos el salmón, aprovechando esta acción para cerciorarnos que no han quedado espinas en el lomo, después lo secaremos y reservaremos

En un recipiente lo suficientemente grande, colocaremos una parte de la marinada a modo de cama sobre la que descansara el lomo del salmón sobre la parte de la piel. A continuación utilizaremos el resto de la marinada para cubrir el salmón por completo, sin dejarnos ningún espacio al aire. Le añadimos el vodka repartiéndolo sobre el lugar en el que se encuentra el lomo del salmón… Cubriremos con film y añadiremos un peso encima. No penséis mucho sobre el tema del peso encima, valdrá un cartón o dos de leche

Ahora toca esperar, 24 horas para revisarlo… desechando el liquido que ha quedado en la parte inferior de la bandeja. Esta tarea la realizaremos con el suficiente cuidado para no perder parte de la marinada al vaciar el liquido de la bandeja.

Un poquito más, mañana estará hecho. Pasadas las 48 horas desde la preparación estará listo para el consumo, aunque si te gusta un poquito mas curado puedes avanzar hasta las 72 horas, repitiendo la operación de vaciado de liquido que hemos realizado el primer día

Transcurridas las horas de preparación, limpiaremos el salmón de la marinada en la que ha estado envuelto. Desechando por completo toda la marinada, incluso lo meteremos incluso debajo del grifo de agua, de manera suave, para quitar los restos adheridos. Después lo secaremos bien con papel de cocina.

Lo tendremos que consumir dentro de los diez días siguientes a la preparación, pero nos va a dar mucho juego para multitud de recetas. Originariamente se tomaba sobre una tostada de pan crujiente, un poco de eneldo y unas gotas de mostaza acompañaban a un filete cortado finamente de salmón. Hoy solo tu imaginación puede dictarte como continuar con la receta, desde una tostada con mantequilla, filete de salmón cortado finamente y caviar, unos huevos poche, una ensalada con el salmon en taquitos… Hmmmm, no se, decídelo tú, seguro que harás un buena elección

Anuncios